Cuanto más sonreía, más ganas tenía de odiarlo y aun así, eso era precisamente lo que lo hacía imposible.

sábado, 26 de mayo de 2012

Somos.

Somos ríos de odio desembocando en alegría, somos niños jugando en la calle hasta que acabe el día, somos como canciones sonando en un disco rayado, somos la cara B de una cinta que nunca a sonado..


Somos la Torre Eiffel encendida un 14 de Febrero, somos dos inmigrantes hablando un idioma extrangero...


Cuando tenga valor para hablar diré que tengo miedo de vivir sin volver a escuchar como suena un "Te quiero". Somos el resultado de todo lo que hemos vivido, somos todo lo que cada noche "he soñado contigo"


Somos aquel avión que salió un día de Barajas, la parada de taxi al salir me esperas apoyada, somos cada semáforo en rojo con beso incluido, somos un "No te vayas amor, quédate conmigo".


Como un kamikaze que llora en su última cena, somos dudas flotando y pensando que vale la pena...



No hay comentarios:

Publicar un comentario

Se ha producido un error en este gadget.