Cuanto más sonreía, más ganas tenía de odiarlo y aun así, eso era precisamente lo que lo hacía imposible.

miércoles, 30 de mayo de 2012

No es tan fácil olvidar a la persona que amas, no es tan fácil borrar los recuerdos vividos, no es tan fácil vivir si no estás, no es tan fácil salir sin ganas, no es tan fácil pasar página, 
y más difícil será si no lo intentas, si te encierras en tu habitación, si no dejas de pensar en él, si no dejas de leer sus mensajes, si no puedes evitar mirar a sus fotos, si no intentas sonreír por aquello que aún conservas.
Sería todo más fácil, pero te apetece menos ¿Verdad?.

1 comentario:

  1. Hola cariño, me paso por aquí para decirte que me ha encantado tu blog, y que te pases por el mío cuando puedas ¿si? http://allidesireisyoujeybe.blogspot.com.es/ Un beso muy grande <3.

    ResponderEliminar

Se ha producido un error en este gadget.