Cuanto más sonreía, más ganas tenía de odiarlo y aun así, eso era precisamente lo que lo hacía imposible.

viernes, 14 de diciembre de 2012

Y esto me pasa por tonta.

Érase una vez, hace un par de errores atrás, estabas interesado en mi. Me encontraste.
Supongo que no te importaba, y creo que eso me gustaba y cuando me desmoroné retrocediste sin mi. 
No estabas presente cuando estabas a mi lado. Y me doy cuenta de que es mi culpa. Porque sabía que serías un problema cuando entraste, y ahora es culpa mía.
Me llevaste a lugares en los que jamás hubiera estado. ME HUMILLASTE.
Ahora estoy tirada en el duro y frío suelo.
No hay excusas, nunca me verá llorar, finjo que no sé que es por ti que me estoy ahogando. Ya superé los susurros por la calle. Una chica más, eso es lo que siempre seré y ahora me doy cuenta. Ni si quiera estaba presente" cuando me conoció, y me di cuenta de que solo hice el ridículo.


Cuando el miedo más llega arrastrándose, el miedo de que nunca me quisiste, ni a ella, ni a nada ni a nadie.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Se ha producido un error en este gadget.